Prueba: BMW 428i Coupé Sport

BMW sigue diferenciando sus series con nuevos números, ahora es el 4 el ocupado por los cupés y convertibles que otrora pertenecieran  a la Serie 3. Probamos el 428i con el acabado Sport  para sentir las prestaciones de la generación F32 en esta carrocería. 

Texto y fotos: Juan Moreno.

Dosis personal

Nuestra calificación de este vehículo

4.5

Ficha Técnica

BMW Serie 4

El Serie 4 comparte entonces la mayoría de elementos mecánicos y de equipamiento con la Serie 3 y es más ancho, largo y bajo que el coupé de la Serie 3 anterior (E92). Las diferencias fundamentales radican en las formas de la carrocería, algunos detalles del comportamiento dinámico y de sensaciones al volante.

El 428i es el modelo intermedio de esta serie (los otros disponibles son el 420i de 184 caballos y el 435i de 306 caballos) y tiene el motor Twin Power Turbo de cuatro cilindros en línea que genera 245 caballos y prácticamente no tiene rivales de patio en Colombia, pues el Mercedes-Benz Clase E Coupé es más grande pero menos potente y el Audi A5 también carece de la suficiente caballería para compararlo por motor.

El comportamiento en carretera es muy parecido al de su hermano sedan en cuanto a aceleración y potencia final, pero se distingue por su mejor estabilidad, aplomo y sensaciones al volante, siendo las del Serie 3 muy buenas en todo caso. 

Un aspecto muy interesante es que el Serie 4 puede llevar perfectamente a cuatro personas porque el acceso atrás es muy cómodo, dentro de lo que cabe. Los asientos delanteros de corte deportivo, con reglaje totalmente eléctrico y en cuero Anthrazit Schwarz, exclusivos de esta versión, corren hacia adelante mediante sendos mandos eléctricos, denominados Easy Entry y con manetas fácilmente operables en la parte superior del espaldar. La facilidad de acceso es muy buena para ser una carrocería coupé. Para conseguir la posición adecuada, lo asientos delanteros tienen tres memorias.

Las impresiones del interior son prácticamente iguales a las del Serie 3 que probó Manuel Fernández en su momento pues los materiales son los mismos.

Una vez acomodados, los pasajeros podrían incluso no sentir la diferencia con un Serie 3, que tiene entre sus debilidades unas plazas traseras muy justas. La visibilidad es muy buena en todas las direcciones si tomamos como rasero que es un coupé, aunque no podría compararlas con un A5 o un Clase E Coupé porque no los he conducido aun. De todas maneras, los sensores ubicados en todas las esquinas facilitan tremendamente las maniobras de estacionamiento.

El baúl, con ganchos de sujeción y mallas portaobjetos, tiene 445 litros de capacidad, 35 menos que su hermano sedán pero siguen siendo suficientes para el equipaje de dos ocupantes, que son los que más utilizan esta configuración. El área de carga es amplia para acomodar maletas voluminosas. No hay rueda de repuesto bajo el protector de cartón duro sino un kit de reparación de pinchazos. 

Este rencuentro con el Twin Power Turbo es una nueva oportunidad para comprobar las bondades de este propulsor y su perfecto acople a la caja Steptronic de ocho velocidades operables incluso con levas tras el volante. La capacidad de respuesta, la entrada del turbo a medio camino entre  la suavidad y lo emocionante y la curva de potencia gracias al conseguido reglaje de las relaciones, impulsan con gran soltura la estilizada carrocería del 428i. Los 245 caballos son más que suficientes para ofrecer la diversión que sugiere la pinta del carro. Si a esto le sumamos una estabilidad destacable y una obediencia a las órdenes digna del más sumiso de los esclavos, tenemos una muy buena combinación entre un deportivo de quilates y un tranquilo mediano Premium.   

La suspensión, como ya lo contó mi compañero Manuel Fernández en su día probando el 328i, ha mejorado de manera notable en cuanto a confort de marcha. Ya no son los resortes secos y duros de las anteriores generaciones y ahora el F32 es más llevadero y tiene un trato más amable con los ocupantes, sin que ello signifique un comportamiento blandengue o sin feeling deportivo. 

Gracias a lo bien insonorizada que está la cabina, no se filtran mucho los ruidos propios del rodaje a pesar de que las llantas tipo Run Flat suenan más de lo deseado. Se extraña, una vez más, la embriagante rumorosidad de los seis cilindros de la “vieja escuela” que tanta identidad le brindaron a los BMW de generaciones anteriores.

En manejo urbano, el 428i se siente igual a gusto si lo llevamos entre la suavidad del tráfico citadino. Se desliza grácil en las calles sin necesidad de mucho acelerador y siempre tiene la respuesta adecuada para nuestras preguntas con el pedal. No se desboca ni muestra comportamientos impropios si queremos llevarlo como un sedan cualquiera. Esto redunda en el buen compromiso con la economía de carburante, que promediamos durante unos 300 km. en 32 km./gal. Para manejo relajado en ciudad y hasta 36 km./gal. entre las alegrías que nos da la carretera abierta.

Estos consumos pueden variar sensiblemente gracias a las cuatro alternativas de manejo que tiene el carro. En modo Eco Pro se aprovecha con mayor racionalidad la potencia disponible para obtener un menor gasto, incluso, se activa el sistema Start/Stop que detiene el motor en paradas prolongadas y se recarga la batería aprovechando la energía cinética producida en las frenadas, lo cual evita una sobrecarga de trabajo al alternador. Se nota un retraso tolerable en la respuesta pero gracias a la capacidad de este motor no hay inquietudes sobre la falta de performance en alguna situación de apremio.

En posición Confort, el 428i rueda con mayor soltura pero sin mostrar aun su mayor potencial deportivo, el cual se desata cuando activamos el modo Sport. Aquí la respuesta es inmediata, suspensión y dirección se endurecen para ofrecer un comportamiento vivaz, nervioso, inmediato. Es otro carro el Serie 4 con esta selección y es apto para llevarlo en vía abierta operándolo con las levas del volante. La diversión está garantizada pero el control sigue siendo seguro y eficaz.

Otra cosa es al activar la más radical de todas las opciones, la Sport+, que desactiva el control de tracción y estabilidad y solo es recomendable para manos entrenadas y para su utilización en circuitos y/o ambientes controlados.

Los frenos me parecieron con un tacto ligeramente esponjoso, esto es, que hay que apretar un poco más el pedal de lo necesario, pero tal vez sea una percepción mía porque uno espera una respuesta inmediata en este tipo de automóviles, dadas las condiciones de velocidad que pueden desarrollar, sin que ello signifique que no sean buenos.

Lujo deportivo

Este Serie 4, como ha sido la vocación de los coupés de la anterior Serie 3, destaca por su compromiso entre automóvil de sport y vehículo de lujo y hasta de representación. No es tan bajo ni tan claustrofóbico como para no utilizarlo diariamente e incluso, es apto para realizar viajes por carretera en buena compañía, tal y como lo sugiere su diseño. Su propulsor es más que suficiente para buscarle pretensiones deportivas, la caja de ocho velocidades firmada por ZF es una representante incontestable de lo que ha alcanzado la técnica en este componente del automóvil y dosifica y libera de manera magistral los 245 caballos que acompañan nuestros días a bordo de este bonito coupé que al momento de escribir esta nota costaba $144,9 millones.

Bloc de notas

-Los cinturones de seguridad delanteros los entrega un brazo automatizado, que los acerca a los pasajeros para que estos no tengan que estirarse a buscarlos hacia atrás.

-La llave, que es “manos libres”, tiene un color distintivo para diferenciarla de la de la Serie 3.

-Las luces interiores y de los parasoles son LED

-Los asientos delanteros tienen ajuste eléctrico en anchura, ideales para espaldas voluminosas (Como la de este servidor).

-Detrás de esos asientos, hay redes para acomodar papeles y objetos pequeños.

-Tiene salida de 12 voltios en la consola central trasera y en el maletero.

-Acostumbrados a recibir los autos de prueba en colores grises y blancos, es meritorio que hayamos disfrutado de este BMW en un precioso Azul Medianoche.

Llantas: Continental ContiSportContact en medida 225/45 R18 adelante y 255/40 R18 atrás