Goodwood Festival of Speed 2017: Porsche 911 GT2 RSÚltima Actualización: 15/07/2017

Así es la versión más potente y radical de la actual gama 911.

Recordando a la edición limitada que Porsche presentó hace más de un lustro (basado en el entonces vigente 997), la casa alemana vuelve a proponer el radical y salvaje 911 GT2 RS, pero en esta ocasión basado en la más reciente actualización de la generación 991.

Llama la atención la presencia de unos parachoques más agresivos, el alerón fijo de grandes dimensiones y las dos salidas de escape integradas al nuevo difusor posterior. También hay rines monotuerca y con el fin de aligerar el conjunto, la firma ha empleado materiales como plástico reforzado con fibra de carbono (en guardafangos, capó, carcasas de espejos, tomas de aire laterales y la estructura de los asientos), magnesio (techo) y titanio (sistema de escape).

En caso de querer darle un toque más racing al auto, Porsche ofrece en opción el “Weissach Package”, el cual reduce el peso del 911 GT2 RS en 30 kilogramos al incluir barras estabilizadoras, aro del timón y levas de cambio en fibra de carbono, rines de magnesio y arco de seguridad interno en titanio, al tiempo que se suprimen las alfombras, el sistema de audio y el climatizador.

En la parte posterior, Porsche ha colocado un motor bóxer biturbo de 3,8 litros (similar al del 911 Turbo y Turbo S), el cual incorpora varias modificaciones, entre ellas unos turbos más grandes y un sistema de refrigeración optimizado. Sus 700 caballos de potencia (94 más que en el Turbo S Exclusive Series) son gestionados por una caja PDK de siete marchas, que envía toda la potencia al eje posterior. Para asegurar su motricidad cuenta con el esquema de dirección en las cuatro ruedas, el sistema Porsche Torque Vectoring Plus y frenos de disco carbocerámicos.

De esta manera, el 911 GT2 RS se convierte en el Porsche 911 de calle más potente jamás construido por la marca, al tiempo que se convierte en el auto más rápido que el fabricante germano produce en la actualidad, pues es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 2,8 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 340 km/h.